Publicado: 24 de Noviembre de 2016

Las manos están expuestas a temperaturas frías, a agentes químicos, al sol y otras agresiones externas; lo que provoca que la piel se vuelva más frágil. Con la edad, las manos tienden a adelgazarse, a perder firmeza y tonicidad; las venas se hacen más visibles y aparecen manchas oscuras.

¿Qué conseguimos con este tratamiento?:

– Reafirmar la mano

– Alisar las arrugas

– Proporcionar un aspecto más joven

– Reducir las imperfecciones de la piel